El Mensaje del Rey

El  amor de un corazón noble

Por Lourdes María Núñez.

Madurando en el camino se va marcando la huella que profesa, se va definiendo el amor, la nobleza se moldea. Sus propias experiencias lo harán abrazar al pequeño y le llamará hijo, sin más. El amor de un corazón noble no sólo logrará abrazar al hijo de su amada. le dará más. Cuando el destino te proyecta una dirección, llegarás. Cuando los caminos se encuentran o entrelazan, solo son más profundos, reales y verdaderos.
El amor de tu corazön noble, te hará llevarlo de la mano a la tierra que descubrió su abuelo, le mostrará la visión del mismo y le enseñará el camino. Se sentará a compartir la más pequeña piedrita, le mostrará el túnel que hay que derrumbar y le enseñará cómo mover montañas. Su nobleza lo alcanza

Lo sabrá abrazar sintiéndolo suyo y aún en sus más íntimos pensamientos lo abarcará. Sabiendo lo que el pequeño espera, lo que le gustaría recibir ser y tener.
El amor de un corazón noble, no hará diferencia entre su propio amor y aquel que lo acogió. Abrazará a su mujer en su amor hacia su hijo a quien ha acogido.
Y ella, jamás dudará de su sentimiento genuino, podrá inclusive transformarlo.
El amor de un corazón noble, lo vera crecer, desarrollarse y le enseñará a volar, llamando a su satisfacción a contemplar el vuelo, donde se encierra el amor más dulce, callado y noble de los amores.
Cuando haces tuyo a el hijo de tu amada, sin dudarlo.

Esto te hace saber el Rey

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Facebook/elmensajedelrey
Twitter#elmensajedlerey